5 remedios naturales para blanquear los dientes

Trucos caseros para unos dientes blancos
	Catalin205
Photo credit Catalin205

1. Pasta de bicarbonato con jengibre

Solo podrás utilizarlo dos veces por semana para no desgastar los dientes.

Mezcla 3 cucharaditas de bicarbonato de sodio, ¼ de cucharadita de jengibre en polvo y 3 gotas de aceite esencial de menta. Guarda la mezcla en un recipiente bien cerrado y lejos de la exposición a la luz. Cuando vayas a utilizarla, moja el cepillo de dientes en primer lugar, coloca la pasta habitual y, por último, añade esta mezcla. Cepilla bien y enjuaga después con agua.

2. Fresas con sal

Necesitas 3 fresas, una pizca de sal gruesa y ½ cucharadita de bicarbonato de sodio. Machaca las fresas con un tenedor hasta obtener un puré, luego añade el resto de los ingredientes y mezcla hasta conseguir una pasta homogénea que, además, será también exfoliante.

Coloca esta mezcla en el cepillo de dientes y cepilla durante cinco minutos por todos los rincones de la boca. Por último, enjuaga con agua y cepilla los dientes con tu pasta habitual. No uses esta mezcla más de 2 o 3 veces por semana, de lo contrario podrías desgastar los dientes.

3. Cáscara de plátano

Pela un plátano maduro para frotar un pedazo de la parte interior de la cáscara sobre tus dientes durante 2 minutos.

4. Vinagre de manzana

Realizar gárgaras con un poco de vinagre de manzana diluido con agua aportará mayor efectividad a cualquier pasta de dientes. La mejor forma de diluirlo es añadiendo el triple de cantidad de agua que de vinagre, y también puedes mezclarlo con tu pasta de dientes habitual y cepillarte como de costumbre.

5. Aceite de coco

Solo necesitas poner una cucharadita de aceite de coco en la boca. Deja que se derrita y haz movimientos con la boca para que el producto penetre por todos los dientes durante unos 4 o 5 minutos. Retira concluido este tiempo enjuagando con agua.